Momentos relevantes en una oposición

En una oposición hay al menos tres momentos relevantes:

  • La publicación de la Oferta de Empleo Público (OEP)
  • La convocatoria
  • El primer examen

OEP

En este documento el Gobierno dice cuántas personas tiene previsto contratar como máximo el año que viene (funcionarios y personal laboral). En el primer caso, se realiza un desglose por cuerpos.

Reglamentariamente, se establece que la OEP deberá publicarse en el primer trimestre del año.

Con la publicación de la OEP tradicionalmente la gente se planteaba opositar, ya que entonces las academias solemos dar charlas informativas con la idea de formar un grupo.

Sin embargo, en 2019 la OEP se publicó la semana que era el primer examen de la oposición. De este modo, al ser complicado llevar en paralelo dos grupos con temario diferente, optamos por empezar con 2 clases por mes, en lugar de clases todas las semanas.

Esta postura tenía otra justificación, es realmente complicado que puedan existir dos tribunales a la vez, por lo que para que empezase la próxima oposición antes tenía que acabar la anterior. Por lo tanto, tampoco parecía tener mucho sentido empezar con clases semanales cuando el examen seguramente iba a ser 10-12 meses después de haber empezado a estudiar.

Convocatoria

La convocatoria la publica el Ministerio en que está adscrito el cuerpo en cuestión. En nuestra caso sería el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo.

La convocatoria supone el principio formal de la oposición, ya que en ella se concreta quién es el tribunal, cuál es el temario y, generalmente, se establece que todo el proceso deberá finalizar antes de que transcurra un año desde su publicación en el BOE.

Se suelen dar 20 días hábiles (punto 5.6 de la convocatoria de la OEP2018) para presentar la instancia conforme quieres participar en el proceso selectivo. Al final de este plazo hay que tener los requisitos que se exigen para participar en la oposición (final del primer párrafo de la convocatoria anteriormente enlazada).

Para aquellos que queráis participar en el proceso y estéis cursando el máster habilitante, tened en cuenta esto. 20 días hábiles son 4 semanas. Si hay festivos en medio en días laborables, el plazo se amplía tantos días como laborables haya. Como las convocatorias tienen pinta que van a salir en los próximos años en enero, tendríais que haber acabado todo para finales de enero, si la convocatoria sale muy pronto en enero, o mediados o finales de febrero, si la convocatoria sale a mediados, finales de enero.

No llegar a este plazo puede suponer esperar un año. Por lo tanto, si tenéis margen para acelerar la obtención del máster, ved si os merece la pena.

Primer examen

Suele ser habitual que en la convocatoria se diga que el primer examen deberá ser antes de que pasen 4 meses desde la publicación de la convocatoria. Hasta la fecha, estos plazos se han cumplido siempre.

En la convocatoria asociada a la OEP2015 pasaron unos tres meses y medio entre ambas fechas, probablemente porque el temario se modifico de manera sustancial. En las 3 siguientes, unos dos meses y medio.

¿Hasta cuándo tiene sentido que me platee empezar a estudiar para la próxima oposición?

Cuando todavía no ha salido la convocatoria

Si no te has mirado el temario nunca, el umbral lo pones tú. Como decimos aquí, al primer examen que hay que ir con cuantos más temas mejor, pero siempre con ellos bien estudiados.

En los primeros meses de estudio no se es especialmente productivo. Seguramente, empezar a estudiar con la publicación de la convocatoria y pretender llevar más de 20 temas sea una quimera. ¿Merece la pena meterse en este jardín para tener una probabilidad de éxito del orden de un 25%? Cada uno tendrá su respuesta.

Con independencia de lo que cada uno piense, somos de la opinión de que la oposición hay que quitársela de encima lo antes posible. Si con este post cuatro personas en las condiciones anteriores se animan, tres probablemente suspenderán el primer examen, pero el último podría llegar al final de la oposición y aprobarla. No creo que esta persona se arrepienta. Además, los otros tres estarán mejor preparados para la próxima convocatoria.

De este modo, consideramos que si se cumplen las siguientes tres condiciones, con independencia del momento en el que estemos, empezar a estudiar una oposición no es ninguna tontería.

  • Que no tengas nada mejor que hacer hasta la fecha del primer examen.
  • Que quieras ser funcionario.
  • Que tengas algo de dinero.

Escribimos más sobre esto aquí.

En el caso de los repetidores poco les podemos decir aquí. Ya saben de qué va el juego y lo que les cuesta estudiar el temario. Ellos sabrán si tienen tiempo o no para llegar con garantías al examen.

Post siguiente

No soy ingeniero industrial (tal y como se entiende en la pregunta anterior). ¿Puedo presentarme a alguna otra oposición?

Post anterior

¿Cómo es la preparación que la Academia T.E. ofrece?

Tete Exposito

Tete Exposito